Te gusta

Autos híbridos: la revolución ecológica

Brenda Navarro Morales

Vanguardia y ecología: un lujo que no todos pueden darse

El cambio climático nos afecta a todos y debemos de buscar soluciones que estén al alcance para ser parte de la revolución ecológica. Por primera vez en la historia de la humanidad, somos conscientes del daño que se le ha hecho al medio ambiente, ahora tenemos la oportunidad de cambiarlo.

Medidas tan básicas como separar la basura en orgánica e inorgánica, hacer uso responsable del agua, apoyar al crecimiento del mercado de los productos orgánicos, reciclar, utilizar productos biodegradables, entre otras, son parte de las acciones que como ciudadanos podemos llevar a cabo todos los días. ¿Y si a estas soluciones pudiéramos agregar la oportunidad de manejar un auto híbrido?

Los autos híbridos están pensados para consumidores que manejen en zonas urbanas, pues una de sus ventajas es que la batería puede recargarse por medio de una toma de corriente al estar sin movimiento o en su defecto, mediante el generador acoplado al motor de combustión interna al estar encendido. En este sentido, la tecnología de los autos híbridos nos da el beneficio de tener un coche ligero, eficiente, amigable con el medio ambiente, reduciendo las emisiones contaminantes, con mayor control sobre él y ¿por qué no? El lujo de poseer automóviles de ediciones limitadas, con modelos elegantes y vanguardistas.

Los sueños hechos motor

La preocupación por lograr armonía social y ecológica surgió antes de que iniciara el siglo XX. El medio ambiente no sufría los estragos que vivimos hoy en día, sin embargo, los fabricantes de automóviles estaban conscientes de que los motores de combustión no eran los más eficientes ni los más adecuados. Ya en ese tiempo, había algunos motores eléctricos que eran silenciosos y económicos, su problema radicaba en que la tecnología por medio de baterías eléctricas era deficiente. El motor eléctrico se desechó a falta de tecnología y materias primas.

Pero la electricidad era ya un objetivo a la hora de crear automóviles. En 1895, Nikolas August Otto, uno de los padres del automóvil dijo que “el motor eléctrico es un genial invento que seguramente un día complementará al motor de gasolina”. A su vez, en 1905 H. Piper, un ingeniero norteamericano presentó una patente para un vehículo híbrido que combinaba el uso de la gasolina y  la electricidad. Su idea se basaba en utilizar un motor eléctrico que ayudara al motor de combustión interna para alcanzar 25 caballos de fuerza.

No obstante, fue hasta inicios del siglo XXI que la marca Toyota comenzó a vender autos híbridos de manera comercial. Y así, poco a poco, diferentes marcas, especialmente las que se dirigen a mercados élite, son las que han creado nuevos y más eficientes modelos de autos híbridos.

La revolución verde a nuestros pies

Los vehículos híbridos son más eficaces que cualquier modelo convencional y que los autos eléctricos que hoy están a la venta. Especialmente en cuanto a motor se refiere, pues el sistema de frenado tiene alta capacidad regenerativa, lo que ayuda a reducir la pérdida de potencia y a hacerlo más duradero. Asimismo, el motor puede desactivarse durante la marcha cuando no se necesita, lo que da como consecuencia que el combustible se aproveche y reduzca las emisiones de gases de efecto invernadero.

Es decir, la utilidad ambiental de los autos híbridos es la capacidad de trabajar a un alto y uniforme rendimiento sin necesidad de recargar baterías como usualmente necesitan los autos eléctricos; además gastan la mitad de combustible gracias a su motor.

Es necesario resaltar que los autos híbridos son distintos de los autos eléctricos, ya que los segundos cuentan con algunas deficiencias que los primeros han superado. Los autos híbridos tienen mayor autonomía, pues funcionan incluso a bajas temperaturas, no necesitan recargar baterías, a diferencia de los eléctricos. Además, las baterías suelen recargarse con electricidad común y corriente, por ende, el ahorro de energía al medio ambiente no es redituable, pues se requeriría crear mejores estaciones de energía sustentable, lo que no está contemplado aún en la mayoría de los países.

Hasta el momento, hay diferentes modelos y marcas de autos híbridos, cuyo precio oscila entre los 15 mil y 22 mil euros, por lo que sus fabricantes han decidido ganarse algunos puntos extras al añadirles servicios como: sistema de audio JBL Premium con entrada para Ipod, tecnología de comunicación inalámbrica Bluetooth, control de clima automático, asiento del conductor electrónico, retrovisores térmicos, entre otras delicias.

El aporte mexicano a los autos híbridos

En México, los autos híbridos avanzan lento, los mayores compradores de este tipo de autos se encuentran en Japón, Estados Unidos, Canadá e Inglaterra. Japón, por ejemplo, ofrece ayudas que permiten ahorrar hasta un 10% del total del gasto entre descuentos y recortes de impuestos.

Este año, el gobierno mexicano ha generado acciones para promover el uso de este tipo de vehículos, incluso, se está considerando la opción de que los taxis usen este tipo de tecnología y se ha puesto en marcha un programa piloto en algunas líneas de transporte público en la ciudad de México.

Por su lado, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) ha estado trabajando en un proyecto llamado Ecovía, que consiste en la creación de un automóvil híbrido y compacto que funcionará con hidrógeno, celdas de combustible y energía eléctrica. Este vehículo ecológico está pensado para apoyar servicios en la UNAM. De obtenerse una completa inversión para financiar la totalidad de las proyecciones, México sería el país con el mayor número de autos de hidrógeno en el mundo.

El automóvil Ecovía tiene la particularidad de almacenar en una batería la energía generada en las celdas de combustible cuando el automóvil no está en movimiento, energía que puede emplearse después. Además, cuando los tanques ya no tengan hidrógeno ese aditamento podrá conectarse a una toma de corriente para recargarse. Además, se contempla que no genere ningún ruido ni emita bióxido de carbono ni ningún otro tipo de contaminante, pues por el escape sólo saldría vapor de agua y calor. Esta es la manera en la que la UNAM hace una importante aportación al combate del cambio climático y a la tecnología de los autos híbridos.

Actualmente en nuestro país se comercializan diversas marcas de autos híbridos, cada una ofrece opciones que las diferencia entre sí, aunque el beneficio es el mismo. Por ejemplo el uno de los mayores atractivos del Prius de Toyota es que aprovecha la energía que produce el combustible a un 37%, mientras que los vehículos convencionales lo hacen al 16%.

Otro auto que se puede encontrar en México es el Civic Híbrido, su ventaja radica en que cuando el motor se apaga se deja de consumir combustible, lo que permite que ya no produzca emisiones contaminantes; además cuenta con la tecnología i-VTEC® lo que permite una mezcla de oxígeno con el combustible, lo que da como resultado una combustión más limpia.

Para quienes gustan del todo terreno y buscan la aventura y los desafíos, está el Peugeot 508 RXH, que cuenta con un motor de diesel 2.0 HDI de 163 CV ubicado en el eje delantero y otro eléctrico de 65 CV. Su potencia los dejará satisfechos.

Y si lo que se busca es un poco más de glamour está el modelo Fisker Karma, este auto es un deportivo de lujo que cuenta con  motor de 2.0 Turbo de 260CV. El actor Leonardo Di Caprio posee uno de estos, sumarse a la lista es decisión de quien tenga preferencia por el lujo y la comodidad.

Sin duda hay un largo camino que recorrer para que los autos híbridos se produzcan masivamente, no obstante, la variedad y los gustos ya están a la orden del día para ser parte de la revolución ecológica y así contribuir a que este mundo pueda a ser completamente verde y sustentable.

Calificación de los lectores
.