Te gusta

Copas, momentos y estilo – Tendencias del hospedaje de lujo

Los huéspedes buscan, cada vez más, una vivencia de lujo memorable.

De acuerdo con la Organización Mundial de Turismo, México fue el sexto destino más visitado del mundo en 2017. Es cierto que la industria hotelera y restaurantera representa un ingreso cada vez mayor para nuestro país pero, ¿estamos listos para ofrecer un verdadero hospedaje de lujo a nuestros visitantes nacionales e internacionales?

Gracias a la globalización, las redes sociales y los medios de comunicación, ahora es mucho más sencillo conocer lo que sucede en otras partes del mundo. Las guías hoteleras y restauranteras muestran, al alcance de un click, una enciclopedia muy completa de destinos y opiniones, lo cual resulta en un huésped mucho más exigente.

La demanda de una mejor calidad turística ha impulsado tendencias muy relevantes a nivel mundial, y México no se ha quedado atrás. En el estado de Baja California, región insignia de la viticultura mexicana, han comenzado a surgir interesantes conceptos.

El Cielo Winery & Resort by Karisma, es sin duda un gran ejemplo de ello. Se trata de una nueva línea de hoteles dentro de la categoría boutique, en el corazón de la Ruta del Vino, en el Valle de Guadalupe.

El lujo relajado es una de las inclinaciones del viajero contemporáneo. Con un total de 54 habitaciones (18 máster suite y 36 junior suite), las 20 villas de El Cielo se encuentran rodeadas por la armonía de la naturaleza. Entre viñedos, agua y montañas, prometen una estadía única, altamente personalizada. Desde la bienvenida hasta el trato uno a uno con los huéspedes, son capaces de superar cualquier expectativa de buen gusto.

En su restaurante Latitud 32, se puede degustar la gastronomía local. Sus platillos con inspiración Baja-Yucatán, juegan con ingredientes que llevan al comensal por una ruta culinaria. Por último, pero no menos importante, para los amantes del turismo sostenible la vinícola presume con orgullo el haber recibido el primer reconocimiento de Empresa ECO Responsable, de parte del ayuntamiento de Ensenada.

Cualquier celebración debería acompañarse de un buen vino. Para ello recomiendo uno de los vinos Premium de la vinícola, Sirius. Con una cuidadosa selección manual de las mejores parcelas de Nebbiolo y Malbec, y con 22 meses en barrica nueva de roble francés, es ideal para carnes de caza en estofado o un mole chichilo.

¡Impulsemos el enoturismo!

Calificación de los lectores
.