Te gusta

#Entrevista Alejandra Naranjo de Viñedos y Bodegas Sierra Cantabria

Platicamos con la directora de exportación de Viñedos y Bodegas Sierra Cantabria, Alejandra Naranjo, quien nos transmite su más grande pasión y fortuna: los vinos.

¿Cuáles son los valores que sostienen a Sierra Cantabria?

Es una industria de inversión 100 % familiar que actualmente se encuentra a cargo de Marco y Miguel Eguren, que son parte de la cuarta generación. Nuestra premisa principal es que todos los vinos del grupo se elaboran en el viñedo; para nosotros lo más importante son las viñas, el respeto absoluto por el terroir y que cada vino muestre la identidad de su parcela, finca o territorio específico.

¿Qué caracteriza a Sierra Cantabria?

Es un grupo de cuatro bodegas, las cuales elaboran vinos de una manera muy orgánica, interviniendo lo mínimo posible. Se encuentran en la DOCa Rioja, en Toro y en Manchuela, Castilla-La Mancha, todos con la misma premisa: personificar las características de su terroir con vinos que muestran 100 % su tipicidad, tanto de las variedades de Tempranillo con que se elaboran, como de la zona en la que crecen.

Esto se muestra desde el carácter organoléptico a nivel olfativo y gustativo, el cual refleja el suelo donde está cultivada la vid. Tenemos zonas con composición de roca calcárea, grava, guijarros y roca; en esa medida el vino expresa el microclima que está en torno a la planta.

_

¿Cuáles son los vinos que nos recomiendas para acercarnos a la bodega?

Vinoteca distribuirá inicialmente vinos de tres bodegas provenientes de Rioja, Toro y de La Mancha. Tanto Sierra Cantabria Reserva Única como Calados del Puntido de Rioja, aunque no son etiquetas jóvenes ni de entrada, son vinos listos para beber. Por lo general, la mayoría de nuestros vinos mejoran con el tiempo y tienen un gran potencial para envejecer, por eso aunque todos se pueden beber ya, algunos estarán más listos en unos cuantos años.

En el caso de la bodega de Toro, el vino más amable es Románico; y hablando de un vino para todos los días, muy fácil, fresco y ligero, Protocolo, que pertenece a la bodega de La Mancha, es una gran opción.

¿Cuáles son sus vinos más emblemáticos, aquellos que un conocedor no debe dejar pasar?

Realmente hablar de la familia Eguren y de los vinos de Sierra Cantabria es hablar de un emblema y de un icono de España, y por supuesto, de Rioja y de Toro. Se les conoce como coleccionistas de viñedos porque tienen un gran patrimonio de viñas y viñedos propios; entre los emblemáticos se destacan Finca el Bosque, Amancio y La Nieta, todos 100 % Tempranillo de diferentes zonas, por lo que cada uno posee características muy diferentes entre sí.

Un vino muy reconocido y famoso, que aunque no es una etiqueta de alta gama, es grande e icónico, es San Vicente, ya que fue el que nos dio a conocer en el mercado internacional.

Hablando de ti, ¿cómo comenzó tu gusto por el vino?

Yo empecé bastante joven a interesarme por esta bebida, ya que es el hobby de mi padre y en esa medida, en casa siempre había ese espacio: él viajaba y traía siempre vino, lo abría y mi madre cocinaba, por lo que me interesé muchísimo. Me titulé de Publicidad y Relaciones Públicas en España, donde tuve contacto directo con viticultores y viajé a bodegas y viñedos; fue así que decidí dedicarme al vino más allá de un pasatiempo.

La primera bodega que visité fue en 2001, en Rioja, y es la bodega Eguren Ugarte; es muy particular porque ellos son de la familia con la que trabajo en la actualidad.

¿Qué tan difícil te resultó involucrarte en la industria del vino al regresar a Colombia?

Realmente fue muy bueno porque, como alguna vez me lo dijo la gran sommelier argentina Marina Beltrame, “no hay nada como ser profeta en tu tierra”, y el hecho de que regresara en 2005, cuando apenas comenzaba el boom del vino, resultó muy positivo, pues en ese momento éramos tres o cuatro personas en el tema.

Empecé impartiendo clases en la escuela de Sommeliers de Argentina que existía en ese momento, así que me involucré en generar cultura de vino enseñando y de ahí en adelante hice un poco de todo.

¿Cuál es tu vino favorito de Sierra Cantabria y por qué lo recomiendas?

Depende de la ocasión y de lo que vaya a comer. Podría decir que un vino que es un encanto no sólo para mí sino para todos, es el San Vicente, es bastante emblemático y me fascina. Varía mucho según el día y la ocasión, pero también elegiría Calados del Puntido y Amancio.

__________

Sierra Cantabria de venta en vinoteca.com

Calificación de los lectores
.