Te gusta

Té para expertos (parte 2)

Servir la taza perfecta

Aunque cada variedad es muy distinta y compleja, preparar la taza de té ideal no debe ser muy complicado. No obstante, es importante prestar atención a cada detalle para extraer sólo lo mejor y evitar se amargue o queme. Existen cuatro factores a tomar en cuenta:

  1. Variedad: cada estilo requiere diferentes condiciones de infusión.
  2. Cantidad: se requieren 2 g (o una cucharadita) de té por cada taza de 250 ml.
  3. Temperatura: comienza en 70 ºC y aumenta dependiendo de la variedad, aunque jamás debe llegar al punto de ebullición.
  4. Tiempo de infusión: inicia en el momento en el que el agua entra en contacto con las hojas; una vez transcurrido el tiempo se debe retirar el colador o la bolsita para detener la infusión.

 

Captura de pantalla 2018-06-25 a la(s) 16.38.38

¿Hoja suelta o bolsitas?

Cien años atrás Thomas Sullivan, como buen americano, creó las bolsitas de té, sin embargo, aunque la tecnología ha avanzado y cada vez se utilizan mejores materiales para su elaboración, no son la mejor opción.

La gran desventaja es que algunas marcas utilizan fanning, es decir, el té triturado que queda al final de los costales que no es de muy buena calidad. Por supuesto, hay marcas que han reinventado la categoría ofreciendo bolsas de té piramidales hechas a base de un material biodegradable de maíz, las cuales contienen hojas sueltas de mejor calidad. Aunque su precio es más elevado, vale la pena invertir en ellas, siempre y cuando no estén hechas a base de plásticos como nailon, pues el agua caliente actúa sobre el material, infundiéndolo junto con el té.

La forma óptima de hacer este proceso es utilizar hoja entera y suelta, en un infusor que no la mantenga comprimida, sino que tenga suficiente espacio para descomprimirse.

tes2

Un par de tips

De forma muy técnica, la mejor agua para infundir un té es la del manantial con la que se regó la planta. No obstante, y en función a la practicidad, lo ideal es elegir un tipo de agua embotellada ligera cuyos minerales no sean muy predominantes.

Por otra parte, esta bebida no se debe endulzar; lo correcto es aprender a distinguir sus características y disfrutar sus matices. Pero si deseas hacerlo, la recomendación es utilizar sólo una cucharadita de miel de abeja por taza.

Cada variedad de té es un mundo, la recomendación es explorar cada estilo y encontrar el que más te guste, sin dejar de ahondar un poco en su historia y tradiciones, pues te ayudará a entender el contexto de cada uno.

Fotos: Edgar Xolot

Lee la parte 1…  AQUÍ

_______

Leticia Sáenz, tea sommelier

Sitio web: leticiasaenz.com

Instagram: @ls_teasommelier

Calificación de los lectores
.