Te gusta

Buffalo Trace, un bourbon añejado por casi medio siglo

Solo existen 240 botellas en todo el mundo, lo que la convierte en una bebida muy cotizada. 

Un bourbon hecho por más de 46 años debe tener un proceso de elaboración sorprendente. The Last Drop Distiller presenta su whisky Buffalo Trace, una bebida muy extraña y con un destilado tan peculiar como su sabor.

El camino del búfalo

El inicio del proceso de destilación de Buffalo Trace inició en 1980, en lo que en ese entonces era el George T. Stagg y bajo la supervisión del legendario maestro destilador Gary Gayheart. Años después, su aprendiz y actual maestro destilador, Harlan Wheatley, descubrió el destilado.

12 años después, The Last Drop adquirió la destilería con todo su contenido, incluyendo estos barriles. El bourbon se mantuvo madurando ocho años más, ganando complejidad. Al cumplir 20 años se guardó en acero inoxidable para frenar los efectos del envejecimiento y obteniendo sabores astringentes y amaderados.

La maduración de más de cuatro décadas produjo un bourbon único y muy exclusivo. Con 90 grados y una definición extravagante, su sabor está lleno de notas de chocolate negro, almendra, cuero, caramelo y roble. Si quieres tener tu ejemplar, el precio por botella es de $4,600 dólares.

Aunque su nombre indica 20 años, este caldo lleva casi un siglo en el fondo.

[/mmtl-text][/mmtl-col][/mmtl-row]