1

#ExperienciasElConocedor: Orin Swift en The Capital Grille

Amigos, lectores y expertos del mundo del vino se dieron cita en una nueva Experiencia el Conocedor en el restaurante The Capital Grille de la Ciudad de México para conocer cuatro de las más emblemáticas etiquetas de la bodega californiana Orin Swift junto con un menú de cuatro tiempos diseñado para maridar perfectamente estos vinos Premium.

El Salón Capital fue el marco ideal para esta cena en la que nuestros invitados tuvieron la oportunidad de descubrir y adquirir estas etiquetas llenas de arte e historia y que, además son bastante limitadas, tanto en nuestro país como en el vecino del norte.

La sommelier Gloria Lescieur fue la encargada de guiar la cata, mientras que la chef del restaurante presentó cada uno de los platillos servidos.

Un menú imperdible

El primer tiempo fue un magnifico ceviche de atún con glaseé de cítricos acompañado de Mannequin, el Chardonnay de Orin Swift que, para muchos, es el mejor de toda California. Equilibrado y mezclado con un poco de Sauvignon Blanc y Moscatel para mejorar su cuerpo y añadir complejidad; este vino blanco tiene una guarda de nueve meses en barricas de roble francés 40 % nuevo.

De segundo, tuvimos una ensalada de espinaca con vinagreta de tocino que despertó nuestras papilas gustativas y acondicionó nuestro paladar para degustar Slander, un vino tinto 100 % Pinot Noir que se cosecha por tercera vez en su historia y cuyas uvas son tomadas de los mejores viñedos de Sonoma; equilibrado, franco y complejo, un clásico Pinot Noir con el estilo perfeccionista de Orin Swift.

Vino el siguiente platillo, un sirloin angus añejado en seco y con una cocción perfecta acompañó un Zinfandel que tiene etiqueta preciosa: 8 years in the desert. La variedad icónica de Orin Swift, con la que empezaron su producción hace 20 años es una colección de pruebas y errores que cada año se acerca a la perfección de este rebelde varietal. Este vino incorpora Syrah y Petite Sirah y es añejado por ocho meses en barricas de roble francés.

Llegamos al último tiempo: un filete de esmedregal a la parrilla con mash de hongos y puré de papa trufado que brilló a la par de Palermo, el blend de Cabernet Sauvignon, Merlot y Malbec. Este vino es, por excelencia Napa Cab, hecho al puro estilo Orin Swift. Ultra redondo y suave, con aromas de frambuesa y cereza madura, y acentos de anís, cinco especias y té negro.

Esta experiencia fue un extraordinario recordatorio de lo gastronómicos que son los vinos californianos, hechos para la mesa; así como una gran demostración de los valores y perfección de Orin Swift. Sus botellas son auténticas obras de arte que estimulan cada uno de los sentidos y convierten cualquier momento en una ocasión especial; no tenemos dudas de que el mercado mexicano los recibirá con los brazos abiertos.