Te gusta

Cinco sencillos pasos para crear tu propio huerto en casa 🌿

Si esta cuarentena has desbloqueado el nivel de “la señora de las plantas” y tu hogar luce de un verde espectacular, es momento de que des el siguiente paso, y tranquilo que no necesitas patio o un  gran jardín para lograrlo. 

¿Estás listo para preparar una ensalada con los vegetales que has visto crecer? 😱

1. Elige el espacio adecuado

Aunque no necesitas un lugar enorme, sí es importante que el espacio tenga buena luz solar y una corriente de aire. Si eres de los afortunados que tienen balcón, este puede ser el sitio perfecto; qué mejor si puedes subir a tu azotea y diseñar ahí tu huerto; pero una ventana luminosa es suficiente para crecer algunas verduras y hortalizas.

Investiga qué plantas se adecúan a tu hogar y ¡arma tu huerto! Eso sí, mantenlo alejado de tus mascotas porque seguro le darán un mordisco a la que encuentren a su alcance. 

2. Adquiere las macetas correctas

Si tu huerto estará en interior, puedes elegir macetas lindas que combinen con la decoración de tu casa y que tengan harmonía entre ellas, pero es fundamental que ofrezcan el suficiente espacio para que las raíces de tus hortalizas y vegetales crezcan adecuadamente.

Para los espacios más grandes, la recomendación es usar cajas de madera o huacales que, además de darle un toque más rústico al huerto, harán que tus plantitas estarán más cómodas. Fórralos por dentro con plástico para contener la tierra y hazle un par de agujeros en la parte inferior para que el agua filtre muy bien. 

3. El sustrato correcto 

Como te explicamos en la guía básica para no matar tus plantas de interior, el sustrato (tierra) es fundamental para que la planta crezca sana, por lo que te recomendamos usar uno especial para cultivo que puedes adquirir en tiendas especializadas.

Forma una capa de piedras de tezontle en la base de la maceta y luego coloca tu sustrato, así asegurarás que el drenaje no tendrá problema y evitarás encharcamientos. Evita los fertilizantes artificiales, ¡estas cultivando en casa!

4. ¡A sembrar y plantar! 

Existen paquetitos de semillas que ofrecen un sin fin de opciones, aunque lo más divertido es separar las semillas de tus verduras; los jitomates, las fresas y los chiles son fáciles de reproducir de forma casera. Coloca las semillas a 3 cm de profundidad y deja un margen de 5 cm entre ellas, riega según sus necesidades.

Para las hortalizas puedes ir al mercado local, comprar lo que más se te antoje y plantarlo en tu huerto; puede ser menta, albahaca, cilantro, epazote, perejil.. deja volar tu antojo. No olvides la piña y la lechuga, crecen de maravilla en casa.

5. Paciencia y constancia

¡No abandones tus plantas! Préstales la atención suficiente para que crezcan sanas, pero no te pases de cuidados, muchas veces regarlas  de más o darles más abono del necesario resulta contraproducente.

Presúmenos tu huerto y #QuédateEnCasa🧡