Te gusta

India y el misticismo de sus vinos

Se trata de una de las regiones más pobladas del mundo, su gran riqueza de flora y fauna son inigualables, sus tradiciones espirituales milenarias han cautivado a muchos en el planeta, sus majestuosos templos impregnados de inciensos y festividades llenas de filosofía hacia grandes deidades como Shiva o Lakshmi son muestra de su gran fe por vivir.

La industria cinematográfica de la India, denominada Bollywood, cuya producción supera a la gigantesca norteamericana de Hollywood y donde los musicales son su especialidad, mostró no hace mucho tiempo a través del filme Slumdog millionaire (con espectaculares escenas de un musical), dirigida por Danny Boyle, que India lamentablemente es un país con gran desigualdad de oportunidades y pobreza extrema.

En medio de estos contrastes, India no deja de ser más que fascinante en todos los sentidos, y el paladar no queda exento, su gastronomía es un paleta de fragancias cuyo sabor está matizado por más de veinticinco especias que cada cocinero añade a sus platillos, ya sea en un poblado alejado de las grandes ciudades, algún ashram y moradas de meditación o bien en los más lujosos restaurantes.

Al mismo tiempo y para acompañar estos platillos las bebidas son también un actor importante de este musical.

Por ejemplo el Lassi, una de mis favoritas, y de mango aun más; se elabora con yogur y especias como cúrcuma, cardamomo, comino y otras; es excelente para acompañar la comida especialmente picante.

Vinos de India

Pero no sólo este tipo de bebidas produce India, los vinos comienzan a ganar terreno. Prácticamente hace muy poco tiempo este país se convirtió en el integrante número 45 de la Organización Internacional de la Viña y el Vino, debido a que el cultivo de la uva ha crecido de forma importante en los último años; se tiene registrado que cuenta con más de 70 mil hectáreas de viñedos.

Realmente la viticultura en India es muy reciente, el clima tan caluroso resulta un obstáculo para el cultivo y producción, sin embargo el estado de Maharashtra produce el mejor vino de la región: Cabernet Sauvignon y Chardonnay son los protagonistas de esta escena.

20050536

Sula Vineyards

A 180 kilómetros al noreste de Mumbai se localiza una de las bodegas pioneras, se trata de Sula Vineyards, su fundador Rajivv Samant emprendió una aventura con alto grado de riesgo para convertirse en el principal productor y modelo a seguir por parte de otros emprendedores.

En sus viñedos se percibe un clima similar al de lugares como el valle de Sonoma en California o el Brossa en Australia. De acuerdo con Ajoy Shaw, biotecnólogo de Sula, la industria en India sólo cuenta con 20 años de trabajos significativos en la producción, y en particular en esta bodega se ha trabajado con gran variedad de uva.

Se inició en 1998 cerca de la ciudad de Nashik, a 200 km al noreste de Mumbai y a una altitud de 600 metros. Fundada por Rajiv Samant, un ingeniero de software formado en Stanford y que trabajó en el Silicon Valley, EE.UU. Inicialmente, Rajiv estaba tratando de sembrar árboles de mango, pero se encontró con que su tierra, cerca del lago Gangapur, era similar al valle de Napa en Estados Unidos, entonces decidió dedicarse a la vitivinicultura. Construyó una bodega con la ayuda de Kerry Damskey, un productor de vino del condado de Sonama en California y plantó Chenin Blanc y otras variedades. El edificio de la bodega fue diseñado por Rahul Mehrotra, principal arquitecto de Mumbai.

Sula ha crecido durante los últimos años, lo que indica el potencial de la industria vitivinícola de la India. Sus vinos están disponibles en los mejores hoteles y restaurantes de la India, como los de la cadena Taj, exportándose además a EE.UU., Reino Unido, Francia, Italia, Canadá e Irlanda.

portada

Bodega Grover

Ubicada en Dodballapur, 40 km al norte de Bangalore, al pie de las colinas de Nandi. Las viñas se plantan a 2 mil metros sobre el nivel del mar y algunas variedades pueden producir dos cosechas al año.

Bangalore, con la combinación ideal de un suelo rico, bien drenado, días cálidos y soleados, noches frías y clima templado, fue seleccionado entre otros seis lugares como el sitio más adecuado para establecer la bodega. Treinta y cinco variedades de origen francés fueron plantadas para estudiar su adaptabilidad a las condiciones de la India y evaluar cuáles proporcionaban mayor calidad al vino.

En la actualidad, los viñedos Grover tienen más de 200 hectáreas de plantaciones, cuenta con la ayuda del enólogo Michel Rolland, considerado referente mundial en la enología, y de Georges Vesselle para sus elaboraciones. Los vinos blancos y los tintos elaborados a partir de Cabernet Sauvignon, Shiraz y uvas sin semillas Thompson se realizan bajo la supervisión del enólogo Bruno Yvon. Las exportaciones son principalmente a Francia, EE.UU. y Reino Unido.

Bodega Indage

Ubicada en el valle Sahyadri de Maharashtra, fue establecida en 1984 con la colaboración técnica de Champagne Piper Heidsieck. Posee más de 600 hectáreas de viñedos ubicados a 230 km de Mumbai. La bodega inició la revolución del vino hindú en la década de los 80 con vinos para el mercado local, pero también exportados con éxito considerable, como el Omar Khayyam, un vino espumoso elaborado por el método tradicional.

Fabrica 18 tipos de vino, las principales variedades utilizadas son: Chardonnay, Cabernet Sauvignon, Ugni Blanc, Pinot Noir, Gamay, Riesling, Moscatel de Alejandría, Semillón, Sauvignon Blanc, Chenin Blanc, Tempranillo, Viognier, Shiraz, Malbec y Garnacha.

La ultramoderna bodega en Narayangaon produce una amplia gama de vinos de alta calidad, con una capacidad para producir más de tres millones de botellas de vino al año, con una cuota del 75% en el mercado de la India. Sus vinos se exportan a Reino Unido, Suecia, Suiza, Alemania, Canadá, Bhután, Nepal, Sri Lanka, Nueva Zelanda, Japón y Estados Unidos.

1

El invitado especial de arraigo milenario

Se trata del Toddy, una bebida local y muy tradicional de la India que se obtiene de las palmeras de coco o dátiles. La savia de las palmeras, una vez recolectada, inicia su fermentación después de dos horas y presenta un 4% de alcohol y un sabor dulce y aromático.

De este vino de palma destilado se obtiene el aguardiente denominado arrak, que contiene hasta un 50 % de alcohol.

Pues hasta aquí este musical y no precisamente bollywoodense sino de un país que emerge dentro de los productores de vinos, sus principales bodegas cuentan con colaboraciones de expertos más que reconocidos mundialmente y la calidad de los tintos, blancos y espumosos podrían maravillar y poner en armonía la mente, el corazón y el espíritu de los propios dioses hindúes como Vishnú, la enérgica Kali o simplemente a un conocedor de vinos como tú y yo. ¡Salud!

Elías Franco Velarde