1

Vicente Marco: “Ribera del Duero es fuerza y elegancia”

Para el director de Comunicación del Consejo Regulador de la Denominación de Origen de Ribera del Duero, la innovación y la creatividad son fundamentales para alcanzar vinos de enorme calidad.

¿Qué hace tan especial a Ribera del Duero?

En la zona noroeste de España se produce la uva tinta a la que llamamos Tinto Fino o Tinto del país: una Tempranillo que evoluciona de manera muy exclusiva y especial gracias a la mezcla de terrenos, la altura y los contrastes del clima tanto del día y la noche, como del invierno y el verano.

Además de la Tempranillo, las uvas permitidas son Malbec, Merlot, Garnacha, Cabernet Sauvignon y una uva blanca llamada Albillo; a pesar de que en nuestro reglamento no está autorizado elaborar vinos blancos, se permite esta uva para hacer vinos, siempre con un mínimo de 75 % Tempranillo.

Una característica que se comparte en Ribera del Duero es que los vinos son potentes, estructurados, pero a la vez muy elegantes; son vinos que suelen tener una graduación alcohólica alta por las condiciones que se dan en la región, pero a la vez están conseguidos de forma tan armónica que resultan muy distinguidos. Ribera del Duero es fuerza y a la vez elegancia.

La producción de la Denominación ronda los 100 millones de kilogramos por año, en 22 mil hectáreas con cerca de 300 bodegas; el año pasado se batió récord con 136 millones de kilogramos. La media estima que se producen cuatro mil kilogramos por hectárea, aunque se permiten hasta siete mil.

¿De qué manera han evolucionando los vinos de Ribera del Duero?

Es verdad qu8e las modas cambian y que las bodegas se van adaptando a los gustos de los consumidores. Desde 1982 que se fundó el Consejo Regulador (a pesar de que se hacía vino hace más de dos mil años en Ribera del Duero), es evidente que la manera de hacer vino ha cambiado un poco porque los bodegueros están en constante innovación y creatividad, buscan qué es lo que le puede gustar más a los consumidores, pero siempre manteniendo el espíritu de la tierra y de lo que produce esta uva principal que es el Tempranillo.

En cuanto a la producción, muchas bodegas se adaptan cada vez más para producir mejor vino. Hay que tomar en cuenta que el objetivo fundamental al que están enfocadas todas las bodegas, que no deja de ser la implementación del reglamento, es la búsqueda de la calidad. Ellos saben que produciendo menos se alcanza una mayor calidad, por ello se emplean técnicas de riego modernas y se utilizan drones para vigilar la evolución de la uva, posibles plagas o enfermedades. Las bodegas de Ribera del Duero invierten mucho en ese sentido; que haya innovación no quiere decir que estén violando el reglamento.

IMG_6226

¿Es la gente la que se adecua a los vinos o los vinos buscan gustarle a la gente?

En Ribera del Duero se hace vino de la misma manera en la que se hacía hace miles de años. Es verdad que aunque lo básico se ha mantenido, se han modificado cosas para conseguir más calidad. Yo creo que al mantener la tradición se ha buscado que guste más a los actuales consumidores; de hecho cada vez hay más bodegas que hacen vinos con ciertas características que agradan a algunos o al público al que no le gustan los vinos tradicionales: son vinos de alta expresión o vinos de autor que tienen crianzas distintas y que el enólogo busca con determinados perfiles.

¿Cómo podemos disfrutar los mexicanos los vinos de Ribera del Duero?

México es uno de los países más importantes que tenemos y donde mejor nos acogen, donde las cifras lo corroboran año tras año; cada vez más bodegas llegan al país. Yo creo que hay un Ribera para cada momento y para cada plato; la clave está en dejarse llevar por la recomendación del sommelier, con comida mexicana puede funcionar así:

  • Joven: pasta de quesos mexicanos (Chihuahua, cotija y menonita) con pollo marinado en pibil.
  • Crianza: tamal de frijol con arrachera y mole chichilo.
  • Reserva: pollo con mole negro y ajonjolí.
  • Gran reserva: borrego tatemado Baja California.

¿Qué debemos esperar de las próximas etiquetas que llegarán a México?

En abril se calificará en España la cosecha de 2016 y se prevé que además de romper el récord de producción, llegue con vinos de mucha calidad. Ya se está embotellando esta cosecha, por lo que los vinos jóvenes y rosados llegarán a México al final de año, dependiendo del objetivo de cada bodega.

¿Cuáles son las novedades dentro del Consejo Regulador?

Luego de muchos años con el anterior, hemos cambiado el logo. Creemos que este nuevo representa lo que somos y lo que aspiramos ser: la innovación, el esfuerzo, la creatividad.

Logo

Estamos muy orgullosos porque es muy bonito, muy distintivo y representa lo que es Ribera del Duero; es un símbolo que rompe con el estilo porque los logos no suelen ser verticales. Es arriesgado, pero eso también es parte de nuestra personalidad, ser muy creativos.

El trazo significa el río, el esfuerzo, en tanto los propios tonos de color refieren las diferencias de temperatura, de suelo, la constante innovación y la creatividad. Lo que queremos destacar es la palabra “Ribera”, porque es como nos reconocen en el extranjero. Este emblema transmite las cosas que hacen diferente a Ribera del Duero.

Es importante decir que este logo está presente en cada una de las contraetiquetas, es el sello del Consejo Regulador que garantiza que ese vino ha pasado todos los controles de calidad; sin embargo, en los próximos años y debido a los tiempos de crianza, podremos encontrar en los anaqueles ambos distintivos, el nuevo y el anterior, ambos sinónimo de calidad.

Desde tu perspectiva, ¿cómo defines Ribera del Duero?

Yo creo que Ribera del Duero es una región donde hay una pasión tremenda por conseguir vinos de enorme calidad dentro de un espíritu creativo y de innovación que está en el alma de todos los bodegueros y viticultores de la región, concluyó.