Te gusta

Vodka, “shaken, not stirred”

Uno de los cocteles más famosos del cine resguarda bastante polémica en su elaboración. ¿Por qué agitar en lugar de mezclar?

Existen distintas teorías sobre las razones por las cuales James Bond prefería su Martini “shaken, not stirred”, y aunque algunos afirman que se trata de un completo error, muchos otros han buscado una razón lógica que justifique este cambio en la receta.

Una de ellas apunta a que al agitar una bebida en la coctelera, ésta suele enturbiarse, mientras que al removerla en un vaso mezclador el coctel queda mucho más limpio; de esta forma, el famoso agente podría descartar la presencia de algún veneno en su trago y beberlo con confianza. Y otra hipótesis apunta a que prefería su coctel agitado debido a que con la dilución podía controlar mejor los efectos del alcohol y mantenerse alerta.

El Vesper martini surgió con la creación de los libros de Fleming; se trata de una receta que él mismo inventó y que a partir de la popularidad de las películas se comenzó a servir en algunos bares. A diferencia del Dry martini, sus ingredientes son tres: vodka, originalmente destilado a partir de cereal; ginebra Gordon’s, cuya receta data de 1769; y Kina Lillet, un licor francés a base de vino blanco, especias y quinina peruana que ya no se encuentra en el mercado, por lo que se ha reemplazado con Lillet Blanc.

LA MEZCLA LO ES TODO

Cada técnica de bar tiene cuatro funciones: la primera es integrar los ingredientes, la segunda es enfriar la bebida, la tercera es la dilución, y aunque la última es un tanto controversial, se dice que en algunos cocteles es importante agregar aire para mejorar la textura.

Lo que sucede con el shake es que la fuerza del agitado permite enfriar muy bien el trago y también diluirlo un poco; en ciertos cocteles, esta dilución resulta muy buena, aunque en otros definitivamente no. Por otro lado, el stir permite integrar todos los ingredientes sin generar tanta dilución, a partir de movimientos más suaves y a una temperatura ligeramente más alta que la técnica anterior.

Debido a que el Martini es un coctel creado únicamente con ingredientes alcohólicos, lo correcto es mezclar en lugar de agitar, ya que la segunda versión de James Bond resulta más acuosa y menos oleosa.

VESPER MARTINI

3 oz de gin
1 oz de vodka
½ oz de Lillet Blanc

Técnica: shake

Para decorar: twist de limón amarillo

Preparación: vierte hielo en una coctelera, agrega los ingredientes y agita vigorosamente. Cuela en una copa para Martini y decora con un twist de limón amarillo.

Tip conocedor: agrega una gotita de Amargo de Angostura para aportar la amargura que antaño brindaba la Kina Lillet.